Luperco antes que San Valentín

Anuncios google
Parece ser que la festividad de San Valentín también sustituyó a la festividad de las lupercales, fiestas romanas en honor al dios Fauno Luperco, el dios de la fertilidad que se celebraba el 15 de Febrero.
Fauno Luperco podía tomar la forma de una loba, precisamente la que había amamantado a los gemelos Rómulo y Remo, y en cuyo honor se hacía la fiesta de las lupecales.
Las lupercales fueron desterradas por el Papa Vigilio en el siglo VI al substituirlas por la candelaria.

A mediados de febrero, los antiguos romanos se reunían en una gruta llamada Lupercal. Allí sacrificaban animales en honor de Lupercus y, al terminar, unos jóvenes adornados con la piel de las víctimas, recorrían la ciudad azotando con látigos a las mujeres que se encontraban a su paso, convencidas de que el dios de la fecundidad les concedería así su gracia. Tambien había otros ritos, como una especie de lotería en la que elegían al azar de una caja el nombre de una muchacha adolescente que sería su pareja durante el año siguiente.

El Papa Gelasius, dio la orden de que los muchachos jóvenes, en medio de esta especie de lotería que realizaban, en lugar de sacar el nombre de una muchacha, sacaran el nombre de algún santo al cual debían de venerar durante todo el próximo año.

Con el paso del tiempo el Papa Gelasio I prohibió y condenó, en el año 494, la celebración pagana de las Lupercales. Quiso cristianizar esta festividad y la sustituyó por el 14 de febrero, fecha en la cual murió martirizado un cristiano llamado Valentín, en el año 270 d. C.


Durante los siglos XVII y XVIII en Inglaterra y en Francia se originan las costumbres populares asociadas al día de San Valentín, consagrando este día a los enamorados, y poniendo de costumbre el intercambio de regalos y cartas de amor.

Los norteamericanos adoptaron la costumbre a principios del siglo XVIII, ya que los avances de la imprenta y el bajón en los precios del servicio postal permitieron el envío de saludos por San Valentín. Hacia 1840, Esther A. Howland comenzó a vender las primeras tarjetas postales masivas de San Valentín en Estados Unidos.



postal de san Valentín de Esther A. Howland

0 comentarios:

Publicar un comentario

Los mensajes se moderan para evitat spam. Todos los links en comentarios será reportados como spam a google

Buscar


Te gustara